InicioFotosContáctenosLoginEnglish
SOBRE OpEPAEDUCACIÓNCURSOSPARTICIPANIÑOSCOLOMBIA NATURAL
Mico fraile Imprimir E-Mail
Nombre científico
Saimiri sciureus

Identificación
Image

Un mono pequeño y delgado, fácil de distinguir por la máscara blanca que tiene alrededor de los ojos y que contrasta con el hocico oscuro y la coronilla gris. Notar también el pelaje corto, el color amarillento a dorado de las patas y la cola larga y delgada, no prensil, de punta negra.

Historia natural
Ésta es una de las especies de monos más comunes en las regiones donde habita. Al igual que otros monos pequeños, incluyendo los titíes (Callitrichidae), es una especie que tolera fragmentos de bosque relativamente pequeños y que prefiere áreas con vegetación secundaria. Es muy fácil observarlo en la vegetación a orillas de los ríos, pero se encuentra por completo ausente del interior de selvas altas y maduras.

El mico fraile es muy sociable y suele andar en grupos bastante grandes, normalmente de entre 20 a 30 animales, y a veces de hasta más de 100 individuos. Pasan casi todo su tiempo sobre los árboles, donde se mueven en todos los niveles, desde las altas copas hasta cerca del suelo. Son muy ágiles y activos, siempre silbando y haciendo ruido mientras se desplazan. Su dieta está compuesta de frutos, insectos y néctar de flores.

Las hembras dan a luz una sola cría. Sólo ellas se ocupan de su crianza, pues los machos no intervienen en el cuidado de los pequeños. Mientras es pequeña, la cria es transportada por la madre en su espalda.

Distribución
Selvas de la cuenca del Amazonas, el alto Orinoco y las Guayanas

Sitios donde se ve
Muy fácil de observar en la Isla de los Micos (Amazonas)

Datos para la observación
Es fácil descubrir una manada de micos fraile cuando ésta se aproxima, debido a los silbidos que los animales emiten en las copas de los árboles y al sonido del follaje cuando saltan de rama en rama.

En algunos lugares donde se les da alimento o están domesticados, estos monos pueden ser muy mansos y llegan incluso a trepar por los brazos, hombros y cabeza de las personas. Sin embargo, sólo se debe dejar que se suban encima de uno cuando ellos quieran, pues si se intenta agarrarlos, pueden morder.
 

Image

Image

Image

Image

Image

Image

Image 

 
 
© 2017 OpEPA · Calle 70 A # 13-18 · Teléfono +57 (1) 235 7577 · Bogotá D.C. · Colombia · Sur América